Del Tintero


PRI SUDCALIFORNIANO EN EL 93 ANIVERSARIO DEL TRICOLOR

  • Asiste a evento nacional, Fabricio del Castillo Miranda, su presidente estatal

Por: Armando León Lezama

El prísmo partidista en el Estado de Baja California Sur, llega al aniversario 93 de la fundación del instituto político, con emblema tricolor – verde, blanco y rojo -, completando su estructura estatal, y listo para renovar estructuras en los 5 municipios – Los Cabos; La Paz, Comondú, Loreto y Mulegé en los próximos meses.

Acudió su dirigente estatal, al evento que hace remembranza, desde los llamados, herederos de la revolución mexicana – los de arriba – que tomaron el rumbo institucional, hasta las generaciones actuales, que ovacionan aún, los colores de la bandera nacional, emulados, hasta hoy en día – marzo de 2022 -, en un partido, que se nombra revolucionario e institucional, que a pasado de los titulares de primera plana, en sus decadás de poder afianzado en el presidencialismo mexicano; a comentarios aislados de uno que otro columnista en el año de 2022.

El PRI como PRI, fue refundado por Manuel Ávila Camacho, en 1946.

A la fecha está en su aniversario 76 en el año 2022.

Antes, como emblema tricolor, se funda en 1929, rumbo al ascenso presidencial de Plutarco Elías Calles, como partido nacional revolucionario – PNR -.

En 1938, Lázaro Cárdenas del Río, refunda el emblema verde, blanco y rojo, en partido de la revolución mexicana – PRM -. Perdura hasta 1945.

Juntas las épocas de un partido mutable, sí dan los 93 años, que proclaman como aniversario.

Los tiempos del presidencialismo imperial, del partido en el poder de poderes, que se mantuvo más de 6 décadas como poder absoluto; viniendo en declive durante los últimos 30 años, hoy tiene una militancia que se abraza a un pasado luminoso, donde fueron héroes y villanos ante una mayoría poblacional mexicana.

Tal vez ocupa una cuarta refundación, o tal vez ya se efectúo en la llamada cuarta transformación del fundador de MORENA, el expriísta, Andrés Manuel López Obrador.

Queda sin embargo la intentona de las generaciones vigentes de militantes del PRI, mirar al presente y hacia adelante y resurgir o desaparecer.

En el Estado de Baja California Sur, desde 1993, el elector los debilitó vía urnas constitucionales, quitando congreso y municipios.

En 1999, les quitó las sillas del poder: Poder ejecutivo, mayoría legislativa y mayoría de municipios.

El pueblo Sudcaliforniano los consideró no aptos para ser depositarios de los poderes públicos, hasta la fecha, 2022.

Es entonces, en tierras sudpeninsulares, la permanencia de un grupo mermado de lo que queda de una fuerza partidista, constructora de instituciones y escuela de la corrupción.

En la media península, no se perciben síntomas de ser al menos una postura sería, útil, crítica, que pudiera al menos, tener honorabilidad política.

El PRI, subsiste por membrete.

Por mantenido del pueblo vía INE.

Ojala, el ciudadano Fabricio del Castillo Miranda, actual presidente del priísmo Sudcaliforniano, no viva de castillos en el aire, no siga en su búrbuja chambista y pase a ser, una generación, más revolucionaria.

Evolutiva, pensante, interesante, propositiva.

No ser un PRI en decadencia; sí un militante que desde éste rincón paradisiáco, en su carácter de jefe político de sus representados, pugne por la refundación de su partido.

No sea electorero.

Mejor, simplemente, un político sin mentiras, ni simulación.

Un político útil en historia de los habitantes de la antes California, hoy, Estado libre y soberano de Baja California Sur.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s