En España van por su propia CFE


Por Carlos González M.

Un verano caluroso en extremo con temperaturas hasta de 45 °C provocó que en España los partidos políticos de todos los colores, sindicatos, ayuntamientos y legisladores, metieran el acelerador en la discusión y posible creación de una empresa estatal generadora de energía similar a la Comisión Federal de Electricidad mexicana, una empresa pública que pueda frenar y poner alto al abuso y manipulación de costos y tarifas que en detrimento del bolsillo del consumidor cometen indiscriminadamente las empresas privadas de generación de electricidad en aquél país, destacando entre estas la compañía española Iberdrola que aquí en México también domina y controla un buen pedazo del pastel del mercado energetico: no cabe duda que cuando la perra es brava ¡hasta a los de casa muerde!

Actualmente una familia española de clase media que en 2020 pagaba el equivalente a $2600 pesos mexicanos por el consumo mensual de electricidad, en cambio este mes de agosto de 2021 su recibo doméstico se elevó a $5200, registrando un incremento del 100 por ciento.

Reclamos judiciales, marchas de protesta en las calles, aumento en el número de suicidios y exhortos morales de las iglesias han sido inútiles y de nada han servido para detener el afán de lucro que está detrás de este manoseo indecente de los costos y precios de un bien indispensable en toda sociedad moderna y al final de la jornada estas familias se han visto obligadas a renunciar al uso de ventiladores, lavadoras, aires acondicionados y refrigeradores, afectando duramente el nivel y calidad de vida de la mayoría del pueblo español porque el aumento desmedido de las tarifas eléctricas coloca a las familias a optar por comer o pagar los recibos de luz.

Adormecida en los pasillos legislativos de esa nación europea permanecía congelada y escondida una iniciativa de ley que propone la creación de la empresa estatal española cuyo propósito principal sería generar electricidad pero colocando por delante la utilidad pública de este servicio y no la búsqueda de lucro y la ganancia, como tal vez si podría justificarse tratándose de otro tipo de empresas: hoy por hoy las empresas particulares españolas y britanicas dominan el 100% del mercado de los energéticos en aquél país y por eso hacen y deshacen a su gusto y muy exclusivo beneficio.

Apremiados por las circunstancias veraniegas los españoles se preparan en 2021 para dar el primer paso hacia un sendero que México comenzó a andar en 1960 con la creación de la Comisión Federal de Electricidad, una empresa pública cuyo crecimiento y fortalecimiento fueron violentamente interrumpidos por los gobiernos de Salinas de Gortari y compinches durante un periodo que abarcó de 1994 hasta 2018, un camino que afortunadamente se está volviendo a andar y con nuevos bríos.

¡Benvenida España!… si así lo deciden!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s