5,4,3,2,1, ¡¡Acción!!


Día Internacional de la Mujer

  • Armida Castro “bailando con la Catrina”
  • “Defendiendo a muerte los Derechos de la Mujer sin importar su tumba política”.
  • “Bailando con Dios y con el Diablo”.
  • “Armida Castro desnuda a Morena en el Estado en su exacta dimensión, un partido en ´pañales´, que debuta con altanería, soberbia, arrogancia, impertinencia y corrupción.

Por Guillermo Marín Franco

La renuncia de la edil de Los Cabos a su partido Morena con expresiones como:

“Me sacaron de la peor manera”.

“Celebro decir que mi partido no es Morena”.

“A las mujeres en la política nos toca abrir brecha, contra quien sea y no quedarnos calladas”.

“Yo tengo que estar donde se me respeta y me sienta valorada”.

“Fui víctima desde siempre de ´Violencia Política´ por parte de un ´misógino´, (Alberto Rentería presidente de Morena en B.C.S.)

“Yo les demuestro a ellos (Morena), que están equivocados”.

“Morena y sus encuestas ´Patito´, donde me enredaron. Quien les va a creer”.

Armida Castro al ser degradada y humillada por MORENA en el Estado “desnuda” a MORENA en su exacta dimensión.

Armida Castro desnuda a Morena en el Estado en su exacta dimensión, como un partido “incipiente y en pañales”, que debuta con altanería, soberbia, arrogancia e impertinencia. Partido que arrastro el presidente de la Republica a una aglomeración de oportunistas, fatuos sin visión y sin perfiles políticos y algunos hasta sin escrúpulos.

Paradigma en evidencia en B.C.S., donde su paso y huella por El Congreso del Estado, sus tres alcaldías, y la cúpula del Partido Morena , solo han dejado una estela de “imposiciones”, “dictadura”, “atropellos”, y “corrupción”, como bien señala la ex morenista y alcaldesa de Los Cabos, Armida Castro Guzmán, confinando y arrinconando a Morena en las próximas elecciones en este Estado a un “debut y despedida”.

La Castro Guzmán, se convirtió en el “ojo del huracán” político local y nacionalmente al lanzar duras críticas contra su partido (Morena), y denunciar pública y judicialmente ante IEE y el Tribunal Federal electoral a Alberto Rentería, Presidente de Morena en B.C.S. y censurar a Mario Delgado Carrillo, Presidente Nacional de Morena), por tolerar e impulsar la corrupción y falta de transparencia en la elección de candidatos, lo que le valió al debutante presidente nacional la toma de las instalaciones del Comité Nacional de Morena en la CDMX, durante más de 20 días, y colocarlo en serios aprietos al borde de la renuncia.

La Edil duramente criticada por “El Chapulinazo”, y traición a Morena…Pero…

Lo cierto es, que Armida Castro Guzmán, electa edil de Los Cabos por el partido Morena, y perteneciente a la corriente del fenómeno electoral que provoco el presidente Andrés Manuel López Obrador en el 2018.

Con su “tajante” renuncia a Morena, partido que la llevo a la silla presidencial del Municipio cabeño “ha sido duramente criticada por el “chapulinazo”, y traicionar a su partido”, pero no menos cierto es que la alcaldesa desde el inicio de su gestión ha sido “vapuleada políticamente” por su mismo partido, con “petardos” orquestado desde la cúpula presidencial morenista (Alberto Rentería), promoviéndole desde el Congreso del Estado un Juicio Político, y posteriormente denunciada ante la Comisión de Honor y Justicia de su mismo partido por nepotismo, suspendiéndoles sus derechos políticos electorales durante 6 meses, esto en el mes de octubre del 2020, suficientes para dejarla fuera de cualquier cargo de elección popular, sin embargo, la misma Comisión de Honor y Justicia, la exonero y logro participar en la encuesta para un cargo de elección electoral. Luego la historia ya conocida. En la encuesta a la elección de candidatos a la gubernatura logro un “puntaje” irrisorio, y quedar fuera, sin embargo se aguantó, para luego participar con un derecho Constitucional, de ser reelecta como edil, petición que fue rechazada y ahí inicio su protesta y críticas a Rentería, censurándola el mismo Presidente del Partido, e incluso el mismo candidato a la gubernatura por Morena, Víctor Castro Cosió, iniciando la edil de Los Cabos una protesta y cruzada local y nacional, logrando volver a participar en la peleada reelección, con otra encuesta de resultados fatales en último lugar y de resultados nuevamente inconcebibles, quedando un hombre ganador de esos resultados, y que también provocaron la inconformidad de participantes por el mismo motivo, “falta de transparencia”, “dedazo” y presunta acusación de corrupción y que hasta la fecha sigue la “pugna.

La Castro Guzmán, se dio perfectamente cuenta que era “malquerida” por su propio partido y renuncio, iniciando una campaña y cruzada de ser víctima de misoginia y violencia política, denunciando la edil al Presidente de Morena en B.C.S. Alberto Rentería ante IEE (Instituto Estatal Electoral), que resolvió y culpabilizo a Rentería de “Violencia Política”, rechazo e impugnando Rentería la denuncia acudiendo al TRIFE, Tribunal Federal Electoral, en la que de un momento a otro se de a conocer la Resolución.

El pecado que convirtió a Armida Castro en “Victima” de una pugna entre las dos figuras de Morena en el Estado.

Quizá la edil fue víctima de pertenecer a un grupo antagónico a Alberto Rentería y Victor Castro Cosió, dentro del mismo “clan morenista Estatal” el grupo de Leonel Cota Montaño, un político de trayectoria e historia en el Estado, que inevitablemente este conflicto y pugna trascendió públicamente partiendo a Morena en dos en B.C.S, y hasta la fecha irreconciliable, por el contrario, día a día se recrudece. Lo que motivo que la alcaldesa se viera inmersa en una “vorágine de guerra”, donde la mujer, política y funcionaria quedo marginada y obstaculizada para crecer políticamente, como así lo externa la propia edil en su denuncia.

Pero el caso es que la edil, en el fondo del asunto se fue “con todo” a denunciar que “las mujeres en B.C.S. son rechazadas aun para participar en el máximo cargo electoral por la gubernatura del Estado. Y sacrificando su vida política se fue al Partido Verde Ecologista para contender por la gubernatura, a sabiendas que está lejana la posibilidad que pueda ganar, pero la alcaldesa “ya encarrilada” en este movimiento, “respuesta o venganza”, de aportar su precedente (histórico), ofrece su sacrificio.

La decisión de Armida Castro “Bailando con Dios y el Diablo”.

En esta decisión “subliminalmente” “baila con Dios y con el Diablo”, (de consolidarse esta pretensión anunciada de contender por el Verde Ecologista por la candidatura a la gubernatura), le quitara votos a Morena, que no irán al PAN, al quedar como votos “muertos”, pero como candidata a la gubernatura le quitara votos al maestro Víctor Castro Cosió (candidato de Morena a la gubernatura), que abonaran al candidato del PAN, “Pancho Pelayo”.

Así las cosas en una página oscura de un partido que perdió la excepcional oportunidad de engrandecer al Estado, comportándose contrario a estos intereses, y finalmente será el electorado y la Historia quien los juzgue en su exacto “Juicio”.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s