EN CORTO


Por Carlos González M.

¿COPARMEX o COPAUSA?

El presidente de la Confederación Patronal de México en Baja California Sur, Coparmex, Gustavo Díaz Ontra anda muy molesto.

Está enojado porque Andrés Manuel López Obrador visitó la semana pasada La Paz para inaugurar obras en el puerto de Pichilingue que permitirán a la Comisión Federal de Electricidad, CFE, estrenarse en la utilización de energías limpias al utilizar gas natural en sus instalaciones que va a posibilitar la reducción paulatina de combustóleo en la generación de energía y durante su estancia el Presidente de la República acaparó reflectores y reconocimientos que disgustaron al líder de los empresarios locales. También está enojado porque el Ejecutivo Federal hizo importantes y fuertes declaraciones en las que explicó porqué su empeño y hasta pasión para defender y proteger a la Comisión Federal para que sea la empresa pública propiedad de todos los mexicanos quien garantice el suministro de energía eléctrica en todo el territorio nacional y recobre así el papel rector que tuvo y debe volver a tener en el mercado de la generación de electricidad.

AMLO fue claro y precisó que ese es el espíritu de la Ley que ha enviado al Congreso de la Unión.

El señor Díaz aprovechó la ocasión y colérico declaró a la prensa que nadie se fuera con la finta porque no es el Gobierno Federal quien está invirtiendo para traer gas natural e hizo hincapie que son empresas extranjeras quienes le están haciendo llegar a BCS. No es López Obrador, díganle eso a la gente.

¿LA PATRIA ES PRIMERO?
El señor Díaz recordó exhaltado que es la empresa estadounidense New Forrest Energy y no la Comisión Federal de Electricidad quien está realmente abriendo la oportunidad para que se utilice el gas natural en la entidad y que entonces el mérito no es del Presidente de la República.

Es evidente que el nacionalismo no figura entre las virtudes de este distinguido miembro del empresariado choyero y está feliz que sean empresas extranjeras y no la mexicana CFE quienes predominen en el mercado de las energías renovables.

En lugar de aplaudir y reconocer el esfuerzo aunque pequeño de la Federación por atender las necesidades y los añejos reclamos de la sociedad sudcaliforniana de contar con energías limpias – aún en estos momentos de austeridad presupuestal impuesta por la lucha en contra de la pandemia – ,en lugar de un gesto mínimo de reconocimiento ¡ah no!, ¡la mezquindad aflora y brota con olor putrefacto a la menor provocación!

A mister Days por lo visto no le importa en absoluto que Baja California Sur se sume a entidades del norte del país como Chihuahua, Nuevo León, Coahuila, Durango y Zacatecas en donde las empresas estadounidenses y españolas son las que además de generar el 100% de la energía eléctrica también importan el 100% del gas natural que utilizan, provocando así que México haya perdido paulatina pero totalmente su soberanía energética en los últimos 35 años y a la inversa, crecido sin medida su dependencia tecnológica del exterior.

A mister Díaz-Days por lo visto conceptos de historia como soberanía, nacionalismo, autodeterminación energética y pueblo, son solamente palabras huecas carentes de sentido. Ahora lo sabemos y también nos enteramos por su propia boca que al igual que a una trucha a él le da exactamente igual ser frito en manteca o en aceite de oliva.

Sólo que se equivoca porque no todos los mexicanos somos peces a los que les es indiferente su destino.

     ¿POR QUÉ?

A partir de junio se pronostica que la CFE comenzará a utilizar gas natural en sus instalaciones para generar energía pero será todavía en cantidades modestas aunque suficientes para garantizar que desde el próximo verano ya no haya apagones en Baja California Sur.

Sin embargo para Mister Gustavo Days el mérito de introducir el gas natural y evitar contaminación y apagones – ya lo dijo- será de una compañía foránea ¡no de la empresa pública!

Si este señor -con todo respeto- fuera dirigente empresarial en algún país de tradiciones aún más nacionalistas que México como son Japón, Alemania, Indonesia, Italia y se le hubiera ocurrido en público desprestigiar a una empresa estratégica de su nación independientemente sea privada o publica, eso es lo de menos, esa misma noche se le hubiera pedido su renuncia ¡y hasta el pasaporte! porque existen naciones en donde la clase capitalista ama a su Patria tanto como la aman el obrero, el campesino, los estudiantes y sus mujeres y junto con ellos, codo a codo si es necesario, defienden a su nación desde la misma trinchera y comparten anhelos, sacrificios y enfermedades pero desafortunadamente en México no sucede esto, al contrario.

¿De qué lado está la Coparmex?, ¿ o debemos llamarla en cambio CopaUSA?

Oiga Mister Days acaso por ser la CFE una empresa pública ¿es por eso que la odia?, porque si es así tenga por seguro que si regresan a gobernar este país el PAN, PRI, PRD y anexas mister Days -señor Díaz pa’ los cuates-, es seguro le nombrarían gerente de zona de la CFE porque con su amor declarado a las empresas foráneas desempeñaría con esmero y pasión la labor que dejaron inconclusa sus antecesores neoporfiristas.

Esa tarea consistió en destruir a las empresas de la nación desde sus entrañas ¡y casi lo lograron!

¿Por qué este odio a México mister?

Un comentario en “EN CORTO

  1. Speedy Tijuana

    A leguas se nota que al tal Gustavo Díaz Ontra la mujer lo bajó a patadas de la cama el día que dió éstas declaraciones. Es inconcebible que los chiquillos, hombres y mujeres de la COPARMEX, tengan como líder a éste “Señorón”.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s