ABCdario


Por Víctor Octavio García

 

BCS herida

 

Toda muerte lastima, lacera, duele, así se trate del más grande criminal; lo que hoy se vive en BCS no lo merecemos; la violencia nos ha postrado en un permanente estado de dolor, indefensión e impotencia; jamás los sudcalifornianos habíamos estado a merced de tanta calamidad y desgracia; la autoridad ha resultado incapaz de enfrentar la ola violencia que se desató hace más de tres años, y no tienen para cuando acabar.

BCS es un estado distinto al tranquilo territorio donde se podía disfrutar un crepúsculo sin miedo a quedar en medio del “fuego cruzado” de las bandas criminales y policías o de las “balas perdidas” con sus trágicos resultados de “daños colaterales”; donde los ciudadanos conservábamos intacta nuestra identidad sin los ominosos agregados de tener “antecedentes penales”; solo han bastado tres miserables años para perder la confianza, la fe y la esperanza.

Hoy veo a BCS seriamente herida y tristemente lastimada; sus hijos mayores no parecen registrar los hechos ni inmutarse ante el dolor; la indolencia que reina en unos y otros es aberrante, terrible y vergonzosa; nadie dice nada y todos callan como si el dolor y la angustia les fuera ajena: No es este el estado en el que he crecido, creído y con el que he soñado de hombres acobardados y de familias bañadas en sangre y envueltas en miedo; nuestra centenaria “comunidad de sangre” se encuentra herida, dolida, lastimada vejada por la violencia, ante la impotencia de nosotros mismos de buscar una salida a tan dolorosa situación.

Tres años que contrastan con esa historia de hospitalidad y tranquilidad que nos caracterizaba en la que los homicidios dolosos han superado con creces todos los que se cometieron en más de tres centurias de vida misional; ni las rebeliones indígenas pericúes y guaycuras, mucho menos las revueltas revolucionarias lograron exhibir una carnicería tan brutal como la que se ha desatado en casi cuarenta meses de ejecuciones.

La pregunta es ¿hasta cuándo seguiremos así? porque las amenazas se ciernen sobre la cabeza de cualquiera de nosotros ante la infausta posibilidad de estar en el lugar y el momento equivocados, cuando la normalidad de la vida cotidiana requiere que transitemos de un lugar a otro, ir de una calle a otra, de un negocio a otro, de una escuela a otra, y la inseguridad se siente como espada de Damocles, ante el caos provocado por la inseguridad que deja fuera de contexto la anticlimática expresión que el problema es “entre ellos”, cuando han caído niños, adolescentes, mujeres, madres de familia y otros familiares que hace de tal expresión una fatalidad, tan solo por tener la mala suerte de estar en el lugar y en la hora equivocada.

No esta demás decir que la solución es compleja, que la violencia no se combate con violencia, y que la solución de fondo está en haber prevenido con valores, principios, educación y espiritualidad a nuestros hijos, a toda la sociedad. Ni es necesario hacer un recuento de lo que ha sucedido en tres, dos, un año, unos meses; ayer y antier fueron personas las que perdieron todo y cualquier vida humana que se pierde es lamentable, duele; y la situación ha llegado a tal grado que el atentado que sufrieron Silvestre De la Toba y su familia, pone en vilo no solo a las instituciones sino a cualquier persona porque demuestra la vulnerabilidad de todo un sistema de vida.

No es exagerar que los cientos de ejecuciones han exacerbado la inseguridad, que rebasa a las partes en la guerra urbana, y llega al terreno de la política, con grandes dosis de terror como en la Francia de Robespierre y su célebre comité de “salud pública”, donde la violencia ejercida intimidaba por igual al ciudadano común; la perversión afecta la actuación de los distintos liderazgos, sobre todo los que de una o de otra forma han detenido los grandes intereses transnacionales que se ciernen sobre los recursos naturales y las actividades económicas más rentables de Baja California Sur.

No sabemos qué es lo que sigue o lo que sigue más tarde o mañana; lo cierto es que deberemos extremar precaución en nuestra familia, protegerla, prevenirla y apoyarnos mutuamente, y que se haga lo que se tenga que hacer hasta recuperar la tranquilidad perdida, aunque se vea como una quimera o una utopía, es posible y Baja California Sur lo merece.

Soy un convencido que se debe de buscar una salida política y no policial al grave problema de inseguridad; hasta hoy, las estrategias han fracasado o bien no han rendido los resultados que se esperaban; la violencia sigue escalando y expandiéndose en delitos como robos a casas habitación, extorsiones, levantones, secuestros, desapariciones, asaltos, etc., en medio de un manto de impunidad; la autoridad ha sido rebasada y los operativos y constantes relevos en los mandos policiales solo se han traducido en más de lo mismo sin que se vea o perciba avances en la lucha contra la delincuencia.

Una convocatoria abierta que incite la participación de los principales actores de todos los sectores productivos, sociales, culturales, académicos, mediáticos, religiosos y líderes políticos, en la elaboración y diseño de estrategias y acuerdos que abreven en una misma dirección; acuerdos y negociaciones que pongan a salvo el interés colectivo por encima de intereses facciosos y de grupo orientados siempre por el respecto, observancia y aplicación irrestricta de la ley; dicho en otras palabras, darle valor a la política, al dialogo y al acuerdo, y desde ahí comenzar a recomponer los tejidos destruidos por la cerrazón, la soberbia y el autoritarismo.

Ya es hora de darle un “golpe de timón” a las fallidas estrategias de combate a la delincuencia; de reconocer que se falló, de aceptar que las estrategias estaban equivocadas y de explorar nuevas alternativas; BCS se lo merece y se los agradecerá. ¡Qué tal!

Para cualquier comentario, duda o aclaración, diríjase a abcdario_@hotmail.com

Anuncios

8 comentarios en “ABCdario

  1. JUAN MANUEL LOPEZ.

    no es pleito gratis, los dos tienen inversiones en bcs., pagaron mucha lana para poner su empresa, el detalle es que los dos pagaron por lo mismo y como se cumple eso, dudas?, acuérdense del señor kors, el de los 6 kilos.

  2. JUAN MANUEL LOPEZ.

    NO SE LES HACE MUY RARO QUE EN TODAS LAS EJECUCIONES QUE HA HABIDO, NO APARECE NINGÚN POLICÍA, NI MUCHO MENOS PATRULLA ALGUNA CERCA DEL LUGAR, DE IGUAL FORMA NO AGARRAN A NADIE EN SU FUGA, DESAPARECEN COMO OBRA DE MAGIA, RARO TAMBIÉN QUE LA PROCURADURÍA SOLAMENTE LEVANTE EVIDENCIAS EN SU CARPETA DE INVESTIGACIÓN Y EN NINGÚN CASO HAY RESULTADOS, CERO DETENIDOS POR ESTOS HECHOS, Y MAS RARO QUE TODOS LOS MANDOS POLICIALES SEAN DE LA ARMADA DE MÉXICO?.
    SOLO ES MI DUDA. PREGUNTO.- SERA EL ESTADO EL AUTOR?.

  3. Paco de La Paz

    Suena bien en primera instancia, pero es evidente que desconoce la forma en que opera esta gentuza. No basta sólo con estrategias políticas, aunque aquí estriba buena parte de la solución. La solución, desde mi punto de vista es esa y un mayor crecimiento cívico en la educación y un retorno a la educación en los valores.

    Yo no veo la acción policial como la mayoritariamente importante, coincido, pero si como importante en segunda instancia, más bien el permitir a las fuerzas armadas trabajar con su inteligencia y darles peso. ¿Porque? La mayor parte de estos criminales han sido adiestrados por cuerpos policiales o militares, y conocen y utilizan estrategias guerrilleras y terroristas, no son criminales comunes.

    No se trata de minimizar el problema, los narcos no son hermanas de la caridad y siempre buscarán hacer el mayor daño para imponerse por medio del miedo, y el utilizar a los cuerpos policiacos es un error, porque como forman parte de la sociedad local, sus familias son conocidas y eso les hace muy vulnerables. Excepto tal vez, la polícia federal. Si se disminuye el consumo, si se generan más empleos y oportunidades de trabajo bien remunerados, si se trabaja más en las farmacodependencias, reconociendo el problema como de salud pública y se refuerzan a las familias, el consumo decrecerá y el narco a nivel local se debilitará.

    Para mi visión, el problema es multifactorial, y la solución también es multifactorial. Las balaceras no terminarán mientras existan personas que vendan droga, y estas a su vez terminarán cuando no haya consumidores. Así era hace años, porque la península ha sido corredor para las drogas desde que tengo memoria.

  4. Lambardia

    Tu drama se resume en ya dejen de llevarse el churro de mota a la boca cabrones
    Con 10-15 días que dejen de comprar droga se acaba esto , no se sostendría esto sin tanto adicto malhechor que les gusta andar bajo los efectos del chucky

    1. Paco de La Paz

      Ojalá fuera así de fácil Lambardía. La cuestión está en que las drogas generan muchos problemas por el efecto que genera en la psique principalmente. Las personas que consumen droga llegan al punto es que no pueden dejar de consumir, tienen alucinaciones, se exacerban sus sentidos, se vuelven muy agresivas, tienen conductas compulsivas (fuera de todo control) y por tanto no pueden salir adelante sin ayuda, y para colmo, tienden a ser personas muy soberbias, autosuficientes y rebeldes de la mala manera.

      Hay grupos de apoyo de doce pasos, hay fundaciones dedicadas a rescatar a la gente de estos problemas, incluso hay instancias gubernamentales como CONADIC y SIJ, pero en todos los casos se necesita el reconocimiento y el compromiso de trabajar en la propia recuperación. Ojalá fuera así de fácil, pero incuestionablemente, si se acaba el consumo local, se acaba la venta local, y estaríamos como sociedad a un paso de la solución total. ¿El otro paso? La educación en casa, si esta no mejora, estaremos alimentando la delincuencia con nuestros hijos, que no sabran ni les importará respetar nada ni a nadie, ni a sí mismos. Saludos.

    1. la monda peluda

      Hazle ENTENDER ESTO A LA PEPA , CANSADA DEL FUNDILLO KARAM …el pais esta secuestrado por la violencia , los MARINOS estan de manos atadas. los drogos estan con las manos en el foco ……y la sociedad esta desentendida de la educacion de sus hijos , viendo la droga pasar y el consumo …. pero la alternativa o excusa es que se pacte con un solo grupo delincuencial , y se venda droga a cambio de no mas muertes………….nada mas para que se den cuenta existen mas de 5 carteles de droga en México y aqui supuestamente solo se estan peleando los clientes CJNG y el Sinaloa…imaginen si hubiese 4 o 5 carteles peleando aqui la clientela ..CLIENTES SUENA MEJOR QUE PLAZA …….

      1. Paco de La Paz

        Peor que eso. Según Zeta de Tijuana hay 4 facciones al menos:

        Los Chapitos o hijos del Chapo Guzmán. Lon Menchitos, gente del Menchito, del CJNG, los Dámasos, que quiso quedarse con el cártel de Sinaloa matando a los hijos del Chapo y los Mayitos, de Mayo Zambada.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s