Del Tintero


Por: Armando León Lezama

 

EN BAJA CALIFORNIA SUR, LA PRENSA ESTÁ DIVIDIDA

 

En los últimos 40 años, la prensa logró su mayor unidad en 1996, y Leonel Cota siendo presidente del ayuntamiento de la Paz, dividió al grupo de periodistas de más de 50 compañeros,aniquilando el ejercicio de la crítica, cuando empezaba a surgir una cresta alta desde La Paz, por una generación que buscaba ser combativa, y cuando gobernador, sentó en cargos de su gobierno estatal en 1999, a buenas plumas, en vez de fundar y promover un proyecto editorial al servicio de los sudcalifornianos, por ser el mandatario de la esperanza en la media península, en esos tiempos.

MAL O BIEN, PERIODISTA
Estimado lector. He de dirigirme a usted y en suma de lectores, a ustedes.
A 28 años de trayectoria como periodista salido de las aulas de humanidades, carrera, que en definitiva, le vino a poner espíritu a la Universidad Autónoma de Baja California Sur desde 1989, aquí estoy. Aprendiz aún. Pero con mucha sensibilidad de lo que pasa y no pasa.

Le di duro a ese cuento viejo de aprender a aprender, como me habían inculcado en el nivel bachillerato, en la escuela José María Morelos y Pavón, incorporada a la universidad autónoma de México – UNAM – con sede en la ciudad capital de Baja California Sur, La Paz, en los años 1980 – 1982.

Desde los meses finales de 1989, fundé el proyecto editorial, Canto de Gallo. Una revista sin ser revista que alborotó la gallera y tras de la ingenua publicación, apareció Dunas, la revista de ciencias sociales y otras publicaciones que abrieron cauces en los años por venir, al pensamiento de universitarios. Fue el comienzo de un nuevo ciclo de publicaciones dentro de la U.A.B.C.S.

Una mención especial a la revista de revistas universitaria, PANORAMA. Y de ahí todo un acervo extraordinario de trabajos de investigación en cualquiera de las áreas interdisciplinarias.

Me quedé en el periodismo. Arranqué mi taller en los primeros meses de la primera generación de humanistas, me apliqué al hecho y surgieron dos ejemplares en papel cauche de Canto de Gallo, que al paso del tiempo fue teniendo distintos formatos y distintas épocas. No pude ser alumno de aula. Empecé a conocer a mis profesores y profesoras, no como los que más saben; sino como los que también se equivocan.

Por cierto, un saludo a Alejandro Merino por las portadas de las revistas de arranque.

Entonces entendí y aprendí a difundir lo que hacen los demás en lo político, social, deportivo, histórico, científico, artístico y me dedique por años a servir a la comunidad no solo universitaria; sino de toda la entidad, ya que desde el área de difusión de la máxima casa de estudios de Sudcalifornia realizamos el equipo de esos entonces, boletines de prensa por años. Mi saludo a todos los universitarios que no se van de esa ciudadela del conocimiento, que no pasan como golondrinas, como lo hacen millares de estudiantes desde su fundación. Por cierto hay tarea pendiente en el periodismo científico y los suplementos culturales.

En la U.A.B.C.S. los verdaderos universitarios son los académicos, investigadores, el personal administrativo, jardineros, mensajeros, electricistas, choferes, vigilantes, estudiantes foráneos, el personal de limpieza y mantenimiento, y todos aquellos que cumplen encomiendas en cargos institucionales al interior de la máxima casa de estudios en el Estado de Baja California Sur, quienes enraízan su vida en el alma mater de Sudcalifonia. Tal como lo han hecho también los comerciantes de comida y otros enceres hasta por más de 25 años.

Ahora la universidad va bien, pero debe seguir mejor, siempre en ascenso a la excelencia.Y el rector sucesor, debe surgir de dentro de la institución.

Regresando a ser buen o mal periodista. Una vez universitario me salieron alas y busqué donde publicar: El Madrugador-. Periódico de don Francisco Tamayo en paz descanse. Fue un diario que dio la batalla varios años. Diario B.C.S. Aún sigue el letrero del periódico por la calle Sinaloa – aunque el gobierno municipal diga otro nombre –, pero hay que ser solidario con un viejo luchador social de la izquierda mexicana en tierras sudcaliforniana, el profesor Nava. Fueron otros años con la familia Dibene, los editores y directores.

En algunos tiempos he publicado en El Sudcaliforniano, el diario que forma opinión, como colaborador. Actualmente bajo la dirección de don José Escobar y la subdirección de Humberto Zamora, donde diversas voces y corrientes de pensamiento pasan por sus hojas publicadas desde décadas atrás. Adelante.

En diario El Peninsular con don Benedicto Hernández colé trabajos. Y en otros momentos también. Me acostumbre a ser universal, que llegó el momento que me vi con puertas abiertas en muchas editoras con nombres diversos: Californio, La crónica, El Cali sureño, El Forjador, Que poca; El Nagudo, etcétera.

Por cierto, un enorme saludo a la plantilla actual de todas las publicaciones. Respecto al diario El Peninsular con su actual director Manuel Valencia Márquez, ahí la lleva muy bien.

Nuevo sur, hoy llamado Nuevo Sur y Norte, mi estimación muy singular. Ahí conocí a lugareños nativos y de excelente arraigo. Don Carlos MoyrónBenton y su mesa de la machaca no solamente como nombre de una de sus columnas; sino con una real mesa haciendo machaca en su domicilio. Mi aprecio a todos, difuntos o no. No digo nombres porque todos eran y son, originales y grandes personajes sencillos y grandes culturalmente.

Con Nuevo Sur, conocimos lo que es estar en una ramada en la convivencia no vana; sí altamente cultural. Por eso Nuevo Sur tiene en su haber varios premios de periodismo durante su izquierdizada trayectoria.

Nuevo Sur, fue el acicate para empezar a desplazarme en la naciente vocación de periodista desde 1985, tras mi participación en el primer encuentro de la juventud mexicana en la ciudad de México, terminado un día antes del terremoto que transformó a sus habitantes de la capital de nuestro país.

La semilla de ser periodista, fue en mi mocedad, pensar que podía ser locutor. Incluso mandé una grabación a la XEHZ en tiempos que Angélica Tinajero entró a trabajar a esa estación y aún perdura en ella.

En 1994 – 1995, trabajé en el centro de radio y televisión, canal 10. Mi amigo el profesor Julio César Saucedo fue mi apoyo para incursionar mi voz a través de la imagen televisiva del fundador Francisco King y su famosa frase, “el agua es la vida”. En paz descanse.

El principio de mi formación de niño, fueron los poemas de Manuel Acuña, la lectura del diccionario de la a a la z, Lobo estepario de Herman Hess, Don Quijote de la Mancha, El Principito. Después llegó Julio Cortázar, Juan Rulffo, Revueltas, sin dejar de acordarme de las cientos de páginas de los libros y las copias de libros desde la primaria a la universidad, ¡uf! Algo habrán dejado de conocimiento o confusión.

Vuelta y Plural, de circulación nacional, fueron dos revistas que enriquecieron mi vida cultural.

Sin embargo, al tiempo, esos años de pregunte y pregunte para tener información de aquí, de allá y acullá, le van dando a uno mirada a horizontes más amplios.

Uno imagina que la cabeza de un periodista está llena de información, conocimiento, opiniones, saberes, y así es. Así, debe ser.

Pero aprendí a no contar todo. Más si es para perjudicar. El periodismo, es una herramienta para sanar las relaciones humanas, para fomentar criterios, opiniones, reflexiones, emociones, razones, saberes, así como hacer luz en todas las culturas, hacer eco de la voz oral, de las costumbres y tradiciones, de todos los credos, ideologías, razas, clases sociales, de mayorías y minorías, de políticos y no políticos; de economistas y no economistas, de empresarios y no empresarios, de mandatarios y no mandatarios, de amas de casas y estudiantes, de obreros y empleados,…De la humanidad y la naturaleza. Del tiempo, espacio y el universo. Incluso de extraterrestres y alienígenas.

Pero también el periodismo sirve para tomar posturas y actitudes como individuo, como ser humano, como ciudadano.

Y en 2017, la actitud y la postura son de luto en el periodismo nacional. Allá aquellos que pasan de plana de un día a otro. Que pierden memoria y simulan; o de plano les es indiferente. Y pierden la memoria colectiva e histórica.

Y como dije al principio, en 1996, un político de la esperanza, dividió a la prensa que hasta nuestros días sigue dividida en el Estado de Baja California Sur. Hoy, además, amedrentada, diezmada, enlutada la prensa estatal, quienes también optan por la simulación y el olvido.

Quizá lo que necesita nuestro país mexicano, no sea protección a periodistas; sino protección para todos los habitantes en territorio nacional; sin embargo, la escalada de violencia va en aumento y tal aspiración no está en manos de la autoridad que ha sido rebasada en sus competencias de ser garantes de la seguridad e integridad de la vida y el patrimonio.

Las televisoras expanden la cultura de la violencia y son escuela de la delincuencia novata, que en la realidad, superan a la ficción a la hora de delinquir.

La violencia se organiza y el pueblo está en la indefensión. Donde el pueblo toma la justicia con sus propias manos, lo hace salvajemente. Y si se organiza y se defienden, los llaman transgresores de la ley.

El país mexicano está en manos de corruptos, de políticos improvisados que no aprenden a servir y sí a servirse del cargo a beneficio de grupos reducidos de privilegiados.

Los gobernantes de la mayoría de los Estados Unidos Mexicanos, estatales o municipales, al igual que el presidencialismo de Enrique Peña Nieto, se doman ante los neoliberales y la delincuencia organizada. Siguen sus órdenes y los dejan operar a su antojo.

Antes se hablaba de descomposición social. Ahora les digo que en el país se está hundiendo a los pobres y se están provocando más pobres. Pero se les trata muy mal. Los horarios para ellos son de más de 12 horas. Su salario además de pequeño es de bajo poder adquisitivo. Se propicia la desintegración familiar desde las instituciones del Estado mexicano, impidiendo entre sus integrantes calidad de vida para tener esparcimiento y cultura, en vez de más angustia día a día para miles y miles de connacionales y migrantes.

Anuncios

5 comentarios en “Del Tintero

  1. No tiene la culpa el indio

    No esta dividida, es cuestión de dinero, incluso Colectivo Pericu ya no es Word Press, ahora es solo net.
    Perdió ese dominio porque también perdió credibilidad, imparcialidad y paso a ser un sitio informativo mas que incluye publicidad y post pagados, fíjense en los encabezados de todos los días, lo primero que vemos es un post pagado, no es una noticia

    1. Pepito

      es que no hay indio que aguante tanto el hambre ¿verdad cuau?; cuau cuau cuau diría la arenguera y su oratoria, que las da por amor o por dinero.

  2. El Mano Negra

    Una disculpa señor Lezama, pero usted esta queriendo enaltecer la profesion del periodismo en este estado, cuando todos sabemos lo vendida que esta la prensa en general, no hablo a lo ligero, yo mismo incursione en ella (el periodismo) en aquellos tiempos en los que yo era estudiante y que coincidentemente Leonel Cota fue elegido gobernador..

    Leonel acabo con la prensa en aquel entonces, no porque supusiera una forma de dividir y vencer, si no mas bien porque era una forma de venganza del todo el golpeteo del que fue objeto durante esa campaña y solo apoyo a quienes lo veneraban a el de la misma forma en que usted o su grupo de amigos veneraban a Mariquez Guluarte.
    No se equivoque, todos aquellos a los que usted se refiere como grandes periodista se vendian por una miserable cantidad y cuando les fue retirado el apoyo por parte del gobierno para sostener su entonces oficina de prensa libre, sintieron el ataque a los medios y la realidad fue una forma de cobrar la forma en como ustedes se vendieron al candidato priista que pensaron los iba a seguir maiceando y lo unico que les quedo por hacer fue tratar de sacar provecho en el municipio de Loreto, el unico municipio que gano el pri en aquella epoca.

    Lo peor del caso es que a la fecha todo sigue igual, y si no basta con leer a todos los que escriben en esta pagina pra darse cuenta de lo vendido que resultan.

  3. Pepito

    eso es lo que dices y crees, que la prensa choyera esta dividida, y tal vez sea cierto; pero, está muy UNIDA por el jugoso chayote con olor a dinero público, que les dan algunos hombres públicos, que necesitan de la lisonja y la adulación, como el adicto a la droga.

    dime Armando, ¿Quién de tus colegas “periodistas” locales, resiste un “cañonazo” de un vale por gasolina de cincuenta pesos y una recarga telefónica de veinte pesos?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s